«Las cervezas artesanales y las producidas en masa tienen un sabor completamente diferente», dijo el diseñador Mu Yang

Un reporte desde Beijing asegura que las cervezas artesanales han ganado terreno aceleradamente en China. La tendencia dominante es que las personas luego de salir del trabajo busquen un lugar para tomar cerveza artesanal de calidad.

Durante un viaje de negocios en octubre, el diseñador Mu Yang visitó Peiping Machine, un conocido bar de cerveza artesanal en Beijing y quedó encantado: «Mi favorita es la stout, con espuma densa, aroma tostado y un toque de chocolate. Las cervezas artesanales y las producidas en masa tienen un sabor completamente diferente. A diferencia de las que se producen en masa, las cervezas artesanales tienen un sabor fresco y este es el atributo sorprendente para la mayoría de los bebedores».

cervezas artesanales en China

Durante un festival anual, en julio de 2019, se sirven cervezas artesanales en Qingdao, provincia de Shandong.

China siempre ha sido un gran consumidor de cerveza, pero ya se están viendo más marcadas las diferencias entre las cervezas industriales a sabores más premium y artesanales. Como resultado, el crecimiento de las ventas de cervezas más baratas ha disminuido en los últimos años, mientras que la demanda de cervezas de alta gama está aumentando.

«La popularidad de la cerveza artesanal no es una tendencia a corto plazo, sino una mejora del consumo esencial. La gente está ansiosa por seguir el sabor clásico de la cerveza y su gusto por la cerveza premium está creciendo «, dice Li Wei, fundador de Peiping Machine y expresidente de la Beijing Homebrewing Society.

Crecimiento del mercado chino de cervezas artesanales

Li Wei ha sido testigo del rápido crecimiento del mercado chino de cerveza artesanal desde que se involucró en la industria en 2012: «Cuando se estableció la asociación, solo había una docena de miembros. Era difícil comprar cerveza artesanal y la mayoría se importaba a un precio de más de 200 yuanes (30 dólares) la lata, pero ahora la asociación tiene más de 4.000 miembros y el precio de la cerveza artesanal se ha reducido a decenas de yuanes la lata».

Beijing tenía solo más de 30 tiendas en 2013 que vendían cerveza artesanal fina. El número había aumentado a más de 90 en 2014. Actualmente, la ciudad tiene más de 6,000 bares y restaurantes que venden cerveza artesanal. El año pasado, se llevaron a cabo varios festivales de cerveza artesanal en ciudades como Shanghai y Hefei. Beijing Brew 2020, celebrada en septiembre, atrajo a más de 8.000 visitantes y a más de 120 empresas de cadenas industriales.

La cerveza artesanal representó el 25% de las ventas totales de cerveza en Estados Unidos en 2019, según muestran las estadísticas de la Asociación de Cerveceros de EE. UU. Sin embargo, las ventas de cerveza artesanal de China representaron solo el 2,4% del mercado de cerveza en general, según el instituto de investigación de la industria de Qianzhan. Por lo tanto, este último mercado cuenta con un alto margen de crecimiento.

«En los últimos años, la mayor parte del aumento en los pedidos de mi empresa provino de la industria de la cerveza artesanal de China. Algunas grandes cerveceras han cerrado sus fábricas de cerveza industrial y han ampliado sus líneas de producción de cerveza artesanal o han adquirido marcas de cerveza artesanal», dice Zheng Miaohui, quien tiene 15 años de experiencia en equipos y tecnología de producción de cerveza y ahora es el director de Asia-Pacífico de una empresa que produce intercambiadores de calor, que se utilizan principalmente para calentar, enfriar y esterilizar la cerveza.

En comparación con la cerveza industrial común, el proceso de fermentación de la cerveza artesanal es más tradicional, con menos aditivos industriales y sabores exquisitos y diversificados. Por ejemplo, los cerveceros artesanales optan por fermentar cerveza en barriles de vino y whisky para generar un sabor y aroma únicos.