El aumento del consumo de vino en 2020, y cuál puede ser la tendencia futura en los mercados europeos, según los últimos datos de Wine Intelligence

«Algunos países europeos, como Alemania, Suecia y el Reino Unido, están aumentando el consumo de vino con incrementos registrados en 2020 y revirtiendo las tendencias anteriores de mantenimiento o disminución a largo plazo», según los últimos datos de Wine Intelligence.

Sin embargo, en múltiples ocasiones se ha afirmado que «los grandes cambios en el consumo de vino no suelen ocurrir habitualmente en mercados consolidados». Al parecer esta es otra de esas ocasiones en que se incumplen las reglas.

consumo de vino en el hogar

La categoría de vino vivió una transición, de la que se beneficiaron algunos mercados. Desde entonces se incrementó el consumo de vino en el hogar.

A causa de la pandemia, la categoría de vino vivió una transición, de la que se beneficiaron algunos mercados. Desde entonces se incrementó el consumo de vino en el hogar.

WI espera que estos «picos en el consumo de volumen se moderen o vuelvan a las trayectorias anteriores a largo plazo en el futuro», no obstante, veamos qué dice del comportamiento del consumidor en estos mercados.

Consumo de vino en Suecia

«Los volúmenes de vino en Suecia crecieron un 9% en 2020», según el IWSR. Además según las cifras publicadas, «la categoría se benefició del cambio a beber en casa. Algunos de los aumentos de volumen se debieron a que los suecos simplemente compraban la bebida en el país, en lugar de en el extranjero durante las vacaciones o en las tiendas fronterizas de Alemania y Noruega».

Según un artículo de Richard Halstead, en Suecia el regreso a la normalidad en el consumo de vino comenzó el 1 de julio de 2020, cuando —como es costumbre en el país— “Las grandes ciudades se vacíen y una miríada de islas en los lagos y en el mar Báltico se llenen de suecos que aprovechan al máximo el buen clima, los largos días y la oportunidad de relajarse durante hasta cuatro semanas”.

Se espera que «el mercado abandone la situación creada por la pandemia y vaya volviendo a sus anteriores tendencias a largo plazo, entre ellas los problemas para conseguir que los adultos jóvenes consuman vino».

Consumo del vino en Suecia

Consumo de vino en Suecia: «Los volúmenes de vino en Suecia crecieron un 9% en 2020», según el IWSR. Además según las cifras publicadas, «la categoría se benefició del cambio a beber en casa».

Un cambio clave en los hábitos de los consumidores durante 2020 —dice WI— fue un número creciente de bebedores de vino de alta frecuencia (los que beben vino al menos dos veces por semana) y un crecimiento a largo plazo en la participación en la categoría de vinos.

En estas circunstancias, el sector minorista se ha visto beneficiado por el comercio electrónico, que a corto plazo se ha convertido en una excelente opción de compra. Está impulsando el crecimiento en los volúmenes, así como el gasto por botella, este último aumentando entre un 8% y un 10% en los últimos 4 años, según datos de Wine Intelligence.

El mercado del vino sueco depende cada vez más de los bebedores de vino con mayor frecuencia mayores de 55 años, y la categoría parece estar perdiendo el interés de los bebedores adultos más jóvenes, particularmente aquellos entre la edad legal para beber de 18 a 24 años.

Consumo de vino en Alemania

En Alemania, primer consumidor de vinos europeo, siempre ha estado fuertemente sesgado hacia el comercio minorista, y la categoría experimentó aumentos de volumen del 3% en 2020, impulsado por los consumidores en el hogar durante los confinamientos.

«A pesar de un buen año 2020, es probable que el vino regrese a un leve descenso nuevamente, continuando su tendencia histórica a largo plazo», según el IWSR.

Consumo de vino

Los vinos de producción local experimentaron un auge, pues la pandemia impulsó una tendencia hacia la regionalidad.

Los vinos de producción local experimentaron un auge, pues la pandemia impulsó una tendencia hacia la regionalidad. Los consumidores alemanes aumentaron su gasto en vino, pues buscan oportunidades para darse un capricho.

El mercado se vio impulsado, especialmente, por los bebedores de vino más jóvenes a quienes no les importa gastar unos euros adicionales por botella. Sin embargo, la advertencia es que también esperan un producto más interesante a cambio.

«Las marcas que brindan una historia o innovación, así como aquellas a las que se puede acceder a través de múltiples canales de compra, continuarán resonando en este segmento de edad», señala Tina Fruth, gerente de clientes de Wine Intelligence.

Consumo de vino en Reino Unido

«El vino tranquilo experimentó un impulso en 2020 en el Reino Unido, ya que los consumidores volvieron a acostumbrarse a beber vino durante los confinamientos, impulsados ​​por la idoneidad de la categoría para el comercio electrónico y las ocasiones de bajo ritmo», sugiere Wine Intelligence.

Este fue su primer año de crecimiento del volumen de vino tranquilo después de más de una década en el Reino Unido. El vino se ajustará a la baja a corto plazo a medida que se recupere el comercio, pero las perspectivas a largo plazo para el vino son más positivas que antes de la pandemia.

consumo de vino

El pasado 2020 experimentó su primer año de crecimiento del volumen de vino tranquilo después de más de una década en el Reino Unido.

Los bebedores de vino habituales menores de 55 años son más propensos a estar muy involucrados en la categoría, posiblemente debido a una actitud más aventurera y curiosa.

Los consumidores más jóvenes tienen la mayor motivación para descubrir y aprender; la mitad de los menores de 35 años afirma que disfruta probando nuevos y diferentes estilos de vino de forma regular (frente al 31% de los mayores de 55 años).