El Whisky del 2005

En el primer semestre de 2005, las ventas whisky escocés excedieron los US$1.000 millones, algo que no ocurría en los últimos ocho años.

A eso contribuyeron el crecimiento de nuevos mercados, como India y China, y un incremento en las ventas en Estados Unidos, que se consolidó como el mejor mercado para la exportación de whisky escocés.

Sin embargo, las destilerías de Escocia también están produciendo -y vendiendo muy bien- otra clase de licores.

Entre ellos se encuentran algunos tradicionalmente asociados con Inglaterra, como la ginebra. El 80% de la ginebra y el vodka que se consumen en el Reino Unido se producen ahora en Escocia.

Pimms, la clásica bebida del verano inglés, se destila en la región escocesa de Fife, mientras que buena parte del ron que beben los británicos también se produce en este país y no en el Caribe.

Tradición

Las destiladoras dicen que la mayor razón detrás de esta expansión de los mercados es la tradición.

La destilería Cameron Brig, situada en Fife, es una compañía que ha logrado hacer la transición de pequeña empresa tradicional a gran industria internacional.

«Ha sido relativamente fácil pasar nuestro conocimiento en la destilación de malta y grano para el whisky y aplicarlo a la ginebra», comenta Billy Mitchel, destilería Cameron Brig. De un trabajo artesanal con la malta han pasado a convertirse en la mayor destilería escocesa de la actualidad, produciendo licores de grano.

El gerente, Billy Mitchell, dice que los mismos viejos talentos son utilizados para hacer bebidas alcohólicas a escala industrial.

«Los volúmenes de venta de whisky en el Reino Unido se han mantenido iguales. Lo que es interesante ahora es la batalla por los mercados de los nuevos productos», indica.

Nuevos productos

Los productos que apuntan a un nicho específico son una manera de competir en ese difícil mercado.

Por ejemplo, la destiladora Hendricks está utilizando pepino, pétalos de rosa, enebro y raíz de angélica para producir ginebras de alta calidad.

El jefe de destiladores de esta compañía, John Ross, dice que la tradición fue vital en este proceso.

«Tenemos un conocimiento heredado de destilación de whisky que es fenomenal y constituye el núcleo de nuestro negocio», asegura.

Destilería de Whisky.

Sólo en el Reino Unido, en el 2004 se vendieron 114 millones de botellas de whisky.
«Ha sido relativamente fácil pasar nuestro conocimiento en la destilación de malta y grano para el whisky y aplicarlo a la ginebra», agrega.

Sorpresivamente, en Escocia se consume más vodka que whisky, pero eso no significa que el añejo licor esté en retirada.

Según David Williamson, de la Asociación de Whisky Escocés, sólo en el Reino Unido se vendieron 114 millones de botellas en el 2004.

«Somos un negocio internacional. Nueve de cada diez botellas de escocés se venden en el exterior. Por eso es tan importante para nosotros el crecimiento de las exportaciones» dice.

«El año pasado vimos un crecimiento en mercados maduros, como el estadounidense, pero también hubo un aumento en mercados nuevos, como China e India», finaliza.

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar